CULTIVAR ALIMENTOS EN ESPACIOS REDUCIDOS

CULTIVAR ALIMENTOS EN ESPACIOS REDUCIDOS

THE ROYAL HORTICULTURAL SOCIETY

19,90 €
IVA incluido
Disponible en 3-4 días
Editorial:
BLUME EDITORIAL
Año de edición:
Materia
Agricultura / Ganadería
ISBN:
978-84-16138-84-5
Páginas:
256
Encuadernación:
Cartoné
Colección:
19,90 €
IVA incluido
Disponible en 3-4 días

Cualquiera que haya recolectado alguna vez fresas frescas sabe que es muy poco probable que la primera cosecha llegue siquiera a la cocina. Excepto los de voluntad más fuerte, todos caen en la tentación de consumirlas ahí mismo y en ese mismo instante, lo cual refleja uno de los principales motivos que nos llevan a cultivar nuestros propios alimentos: el sabor. La frescura es sinónimo de sabor; además, sacar adelante sus propios cultivos le permite recolectarlos en su punto óptimo. Si compara las habas que obtenga en su huerto con las comerciales, nunca más volverá a comprarlas. Con todo, existen muchas otras razones para cultivar nuestros propios alimentos, ya sean las relacionadas con nuestra salud y la de nuestra familia, por motivos medioambientales o por el mero placer.

Cualquiera que haya recolectado alguna vez fresas frescas sabe que es muy poco probable que la primera cosecha llegue siquiera a la cocina. Excepto los de voluntad más fuerte, todos caen en la tentación de consumirlas ahí mismo y en ese mismo instante, lo cual refleja uno de los principales motivos que nos llevan a cultivar nuestros propios alimentos: el sabor. La frescura es sinónimo de sabor; además, sacar adelante sus propios cultivos le permite recolectarlos en su punto óptimo.

Si compara las habas que obtenga en su huerto con las comerciales, nunca más volverá a comprarlas. Con todo, existen muchas otras razones para cultivar nuestros propios alimentos, ya sean las relacionadas con nuestra salud y la de nuestra familia, por motivos medioambientales o por el mero placer.